Golpea a su compañera con un martillo y luego se suicida.

Me he levantado con la triste noticia de que ha habido otro caso de violencia de género en mi Ciudad.

No sé como ha día de hoy sigue habiendo mujeres que mueren a mano de sus parejas. Existe la Ley contra la violencia de género y aún así siguen pasando estas cosas. Así que yo me pregunto: ¿Para qué hacer una Ley como esta si no sirve para nada? Y, ¿La orden de alejamiento? Porque parece que tampoco existe.

Si el tío quiere quitarse la vida, no tiene por qué pagarlo con su pareja. Como en otros casos que lo han pagado con los hijos, que no tienen culpa de nada.

Espero que algún día se acabe de una vez esta lacra de gente que decide acabar con la vida de las mujeres.

Es como ese dicho que dice: La maté porque era mía.

Comentarios