Una auténtica joya.


Director: Alexander Payne

Sinopsis: A Woody Grant, un anciano con síntomas de demencia, le comunican por correo que ha ganado un premio. Cree que se ha hecho rico y obliga a su receloso hijo David a emprender un viaje para ir a cobrarlo. Poco a poco, la relación entre ambos, rota durante años por el alcoholismo de Woody, tomará un cariz distinto para sorpresa de la madre y del triunfador hermano de David.

Nota: 7, Buena

Mi Crítica: Un gran trabajo del director que ha conseguido darle un toque y una sesibilidad especial a este film. Usando un elemento como es el blanco y negro. Se aprecian más lo matices, tanto de los actores, como la atmósfera creada con genialidad. Payne, nos presenta a Woody Grant (Bruce Dern) del que hace una intrepretación que es para quiarse el sombrero. Su hijo David (Will Forte) se arma de paciencia para poder llevar lo mejor posible dicho viaje y conseguir lo que su padre quiere. Aunque no le será fácil. 

A mitad de camino hacen parada para ver a los hermanos de Woody, a los viejos amigos y conocidos. Entonces empiezan los problemas. David, poco a poco va descubriendo lo que su padre hizo de joven y las deudas que fue dejando.... Todos quieren que pague, pero no se dan cuenta que un hombre son esos síntomas de demencia, no suele decir exactamente la verdad. Ver la fustración que siente Woody, esa cabezonería, ese malestar.... es como volver a ser niño. No olvidemos que un día fuimos pequeños y nos pillábamos rabietas sino conseguíamos algo. La paciencia es un acto de bondad, algo que no debemos dejarlo de lado nunca. 

La mujer de Woody, es todo un personaje. Al pobre hombre lo tiene machacado, despotrigando de todo lo que hace. Molestándole sin tener en cuenta lo que él puede sentir. Las plabras dañan más de lo que pensamos. Por eso su hijo David, aunque en algún momento se le vayan los nervios, cosa lógica por otro lado... le hace ver a su padre que está a su lado pase lo que pase. Que es lo mismo que nosotros tenemos que hacer con nuestros padres. 

Bob Odenkirk, (Saul, en Breaking Bad) el hermano de David. No se ocupa tanto de sus padres y eso suele pasar hasta en las mejores familias, como suele decir mi padre! Bob, aparece poco en la peli, pero cuando lo hace da gusto verlo. Es un tipo que cae bien. Aunque desde luego epaticé más con David, claro.

La fotografía, es preciosa. Captando momentos que te dejan sin aliento. La bso, espectacular.

 100% Recomenbable.
 

Comentarios

  1. y solo un 7 con todo lo que decís? que fue lo que no te gustó? no la ví igual, salu2...

    ResponderEliminar
  2. No le he dado más nota porque a pesar de todo lo bueno que he dicho, por sentirme en parte identificada con la trama y me ha supuesto un pequeño reto el ver el film.

    Saludos!

    ResponderEliminar
  3. Yo la vi hace poco. Es cierto todo lo que decís y creo que lo que le pasó a esta película (o por lo menos lo que me pasó a mí con ella) es que desde que comienza hasta el momento en que llega a su antiguo pueblo-ciudad es muy lenta.Una vez que están en esa parte de la trama se pone interesante y termina bastante bien.

    Para verla descansado porque sino gana el sueño. Juega mucho con los silencios y los planos blancos de acuerdo al clima nevado.

    Buen blog!
    Saludos!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola Frodo,

      Bienvenido!

      Me alegro que te gustara la película. Claro, hay que verla sin sueño. Ya que como bien dices, esa parte es algo lenta. Aunque a mí no se me hizo así :)

      Muchas gracias por comentar y encantada estoy de tenerte por aquí!

      Saludos!

      Eliminar

Publicar un comentario en la entrada