La Profecía



Cuando Kathy Thorn da a luz a un bebé muerto, su esposo Robert le oculta la verdad y sustituye a su hijo por un niño huérfano, ignorando su origen satánico. El horror empieza cuando, en el quinto cumpleaños de Damien, inesperadamente, su niñera se suicida. Un sacerdote que trata de advertir a Robert del peligro que corre, muere en un inesperado accidente. El creciente número de muertes hace que Robert, por fin, se dé cuenta de que el niño que han adoptado es el Anticristo y que hay que eliminarlo para impedir que se cumpla una terrible profecía. 

Nota: 8, Notable

Hace muchísimos años que la vi.  Y la otra noche me dio por revisarla. Un clásico que recomiendo a todo el mundo. Me encanta Gregory Peck, un actor del que he visto casi toda su filmografía. En este film está muy bien. En su día me casusó impacto y es que la vi de cría y claro, el nene tela.... la de pesadillas que tuve.

La mirada del niño es de lo más inquietante y muy jodío también. 


De paseo!

Comentarios

  1. Un clásico de terror, que convierte en inquietante a un pequeño andando en triciclo.

    Saludos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Me sigue causando miedo el pequeño.

      Saludos!

      Eliminar
  2. Un clasico prefiero esta la primera que la nueva versión y ademas dijeron que querian hacer otra nueva versión.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. La nueva versión fue hace diez años y la vi. Mala a rabiar, en mi opinión.

      Eliminar
  3. Todo un clásico,una gran película y el niño bastante cabroncete,jajajaja.
    Un besazo!!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Yo diría más que cabroncete, jajajaja. Estas pelis son buenas de verdad y no las de ahora, que miedo dan lo justo!

      Un besazo!

      Eliminar
  4. Mezclando con astucia elementos de "LA SEMILLA DEL DIABLO" y "EL EXORCISTA" —películas cuyo éxito de taquilla creó en su día una moda en el género de terror—, se construyó este thriller tirando a gótico a partir de unas premisas netamente comerciales. En cualquier caso, su brillante factura técnica e impecable ritmo narrativo (con virtuosistas momentos de puesta en escena como la impresio­nante secuencia que "prepara" y describe el guillotinamiento del fotógrafo) convierten la cinta en un digno consumible. Eso, y la poderosa presencia de intérpretes de la talla de Gregory Peck y la maravillosa Lee Remick.
    Un abrazo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Da gusto leerte, Teo!
      Gracias por comentar!
      Un abrazo.

      Eliminar

Publicar un comentario