Blood Father


Lydia, una joven de 16 años, es acusada de haber robado una fortuna a un cartel, pero en realidad es una trampa fraguada por su novio traficante. La chica tiene que escapar con el único aliado que tiene en el mundo: su padre, John Link, un eterno fracasado, antiguo motero rebelde y ex presidiario, que se verá en la obligación de vincularse nuevamente con un pasado del que huía para poder salvarla a ella. 

Nota 7, Buena

Grande Mel, su vuelta como gran actor que es, me dejó con muy buen sabor con esta película del director Francés, Jean-François Richet. 

Gibson, lleva todo el peso de este film. No ha perdido su esencia, y aunque ya tenga una edad, ha sabido demostrar que sigue casi a pleno rendimiento. 

Nos encontramos ante un padre maduro y que reconoce ser alcohólico y una hija adolescente que poco sabe de la vida. Un día se encuentra en un apuro y ahí está John, para  rescatarla. 


Tiene acción, relación padre-hija, buen argumento, fotografía, etc... La verdad es que no me ha defraudó para nada. 

Perdonar que no me extienda mucho pero no estoy demasiado inspirada. Estoy pasando unas semenas con el maldito insomnio y por las mañanas parezco con un zombie. Quizás hubiera sido mejor deja esta entrada para cuando estuviera en condiciones, pero bueno. Ya me espero hablaros de su peli como director, que ahí seguro haré mejor entrada.


 

Comentarios

  1. El loco Mel está en su salsa, y eso siempre se agradece. Yo me lo pasé requete bien.
    Saludos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Mel, es incombustible 😉
      Saludos y gracias por comentar

      Eliminar
  2. Muy entretenida. El finalme encantó y la relación con la chica, que es donde este tipo de pelóculas suele fallar está trabajada e interesa. No es poca cosa. La entrada está perfecta, ya se sabe que lo bueno si breve...

    ResponderEliminar
  3. Me alegra ver que poco a poco Gibson está de regreso, espero muchas más cosas de él, sobre todo como director. Ésta en particular es un buen film de acción, muy del estilo de los que nos ofrecía Walter Hill en los 80, donde encontramos a un pletórico Mel.

    Saludos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. No cabe duda de que vamos a tener a Mel para rato. Y ojalá llegue más lejos aún.

      Gracia por comentar, Rodi!
      Saludos!

      Eliminar
  4. A mí me ha gustado mucho, es una eli de acción de las que me gustan. No voy a negar que he sufrido, pero Mel no sería Mel si no nos hace sufrir un poco.
    Saludos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Cuanto me alegro saber que te ha gustado. Efectviamente, Mel nos ha de hacer sufrir un poquito.
      Saludos y encantada de tener por aqquí!

      Eliminar

Publicar un comentario en la entrada